Por qué llevamos al bebé

Desde el test de embarazo hasta los 9 meses, llevamos al bebé. Durante esas primeras horas en el hospital que nos cambian la vida, llevamos al bebé. Abrazamos a nuestro bebé cuando llora, lo sostenemos cerca y lo consolamos. Lo llevamos todas esas noches en vela mientras le cantamos con dulzura. Lo llevamos de vuelta a casa desde el parque cuando llueve. Llevamos a nuestros hijos para darles toda la cercanía que necesitan. Toda la cercanía que necesitamos. Están seguros en nuestros brazos cuando tienen fiebre, hay algo desconocido o su juguete favorito ha desaparecido. Llevamos a nuestros hijos, como lo hemos hecho siempre. Y como siempre lo haremos.