Viajes con bebés: consejos de expertos

Los padres que tienen niños pequeños cada vez viajan más, tanto en su país como al extranjero. Viajar con un bebé y ver el mundo desde su perspectiva es una experiencia emocionante. Pero es cierto que requiere una buena preparación. Aquí te ofrecemos consejos de expertos para que los más pequeños viajen con seguridad.

Revista BABYBJÖRN – Viajes con bebés: un bebé mirando por la ventanilla de un avión y señalando con el dedo.
 
Foto: Johnér

Ya no somos solamente padres, queremos vivir experiencias emocionantes y continuar con nuestro estilo de vida activo incluso después de tener hijos.

– La tendencia es internacional y ahora ya solo es cuestión de tiempo hacer viajes con bebés en cualquier contexto. Esto es lo que afirma Maria Lexhagen, investigadora y profesora de turismo del instituto de turismo Etour.

Queremos seguir viviendo la misma vida que antes de que llegaran los niños, y queremos que los niños participen y se diviertan en esa vida, así de sencillo.

Todo incluido, clubes infantiles y colas específicas para familias en los aeropuertos.

– Los padres de niños pequeños son también un atractivo grupo objetivo con estrictos requisitos. Y las empresas del sector turístico intentan satisfacerlos, explica Maria Lexhagen y comenta como ejemplo las alternativas «todo incluido», los clubes infantiles en los diferentes destinos turísticos y el hecho de que cada vez más aeropuertos dispongan de colas especiales para las familias.

Así se viaja con bebés de forma segura

Al viajar con un niño pequeño, la ilusión por el viaje puede verse mezclada con la preocupación por lo que pueda pasar. Porque, ¿de verdad se puede viajar con estas personitas? Claro que se puede, nos tranquiliza la psicóloga infantil y de padres Catarina Furmark.

El nivel de tolerancia al estrés de los padres antes del viaje influye en la misma medida que el cambio de entorno en sí. También es especialmente importante que los padres estén atentos al niño y a sus señales cuando se está viajando.

– Si el niño está cerca de sus padres, tiene contacto físico y siente que los padres pueden mantener la calma, el niño también se calma, explica Catarina Furmark.

¿De verdad se puede viajar con estas personitas?

Desde un punto de vista médico, no siempre resulta óptimo hacer viajes con bebés que sean largos, puesto que los recién nacidos son especialmente sensibles a las infecciones y tal vez todavía no tengan puestas todas las vacunas. Pero eso se puede consultar al pediatra.

Consejos sobre rutinas para dormir cuando se viaja con bebés

Si el niño va a dormir durante el viaje, no hay que olvidarse de que a los bebés les gusta que huela como en casa. Tener una mantita de casa, con su olor familiar, suele resultar reconfortante para el pequeño.

Piensa que un niño pequeño se siente seguro con las rutinas. Las rutinas son el modo en que el bebé siente que tiene control sobre su entorno. Por eso, es una buena idea que cuando estéis de viaje intentéis hacer que las rutinas para acostarse se parezcan, en la medida de lo  posible, a las de casa. No es un tarea fácil,

pero si el niño duerme solo, puede resultarle tranquilizador dormir en su propia cuna de viaje que huele como en casa. Puedes llevarte las sábanas con las que estaba hecha la cuna de casa, sin lavarlas.

También poséis realizar, en la medida de lo posible, el mismo ritual de acostarse que en casa. Igual que cuando los adultos nos vamos a acostar, sería una buena idea dejar algo de luz y que no haga demasiado calor en el dormitorio.

Un nuevo modo de viajar

Lo más importante en cualquier caso es que tu niño pequeño sienta proximidad, seguridad y que sus necesidades estén cubiertas. Para viajar con bebés hay que adaptarse a sus condiciones y ritmo.

Lo más probable es que los viajes con niños sean algo distintos a los que hacían antes de ser padres. Aunque os prometemos que viajar con un bebé y ver el mundo desde su perspectiva es una experiencia emocionante.

Texto: Anna-Maria Stawreberg